jueves, 21 de marzo de 2019

Un fármaco desarrollado en España podría ser eficaz contra la mayoría de cánceres


BARCELONA.- Un fármaco experimental que bloquea la proteína MYC, clave para la progresión del cáncer, ha tratado con éxito, y sin efectos secundarios, tumores de pulmón en animales de laboratorio. Tras este avance, que se presenta hoy en la revista Science Translational Medicine , el nuevo fármaco se podrá empezar a ensayar en personas. 

Los primeros ensayos clínicos están previstos el año próximo en el hospital Vall d’Hebron, donde se ha desarrollado el fármaco, y están orientados a pacientes con cánceres de mama y de pulmón.
Pero las autoras de la investigación tienen la hipótesis de que el fármaco, llamado Omomyc, puede ser útil en el futuro contra prácticamente cualquier tipo de cáncer.
Esta hipótesis se basa en que se trata de un nuevo concepto de fármaco en el arsenal contra el cáncer. No es una mejora de productos ya existentes sino una nueva estrategia farmacológica.
Es la primera terapia molecular que ataca una proteína localizada en el núcleo de las células tumorales, y de la que depende la viabilidad de los tumores.
El avance es fruto de más de veinte años de trabajo de la bióloga Laura Soucek, actualmente investigadora Icrea en el Vall d’Hebron Instituto de Oncología (VHIO), que empezó a estudiar la proteína MYC a los 20 años cuando cursaba la carrera en Roma y no se ha rendido hasta que ha encontrado una manera de desactivarla.
“Todo el mundo decía que inhibir MYC era imposible, pero ningún argumento me pareció definitivo. Allí donde otros veían un problema imposible, yo veía dificultades técnicas que esperaba que se pudieran resolver”. 
Había dos grandes obstáculos que Soucek debía superar y que explicaban el escepticismo de sus colegas.
El primero es que el oncogen MYC se encuentra en el núcleo de las células. Otras terapias moleculares actúan sobre proteínas situadas en la membrana exterior de las células. Pero, para llegar hasta MYC, un fármaco debía cruzar primero esta membrana exterior y después la membrana del núcleo.
Para superar este doble obstáculo ha sido clave la colaboración de Marie-Eve Beaulieu, también investigadora del VHIO y primera autora del artículo científico, que ha desarrollado una molécula capaz de colarse hasta el interior del núcleo.
El segundo gran obstáculo eran los posibles efectos secundarios. MYC, cuya implicación en la proliferación y metabolismo de las células tumorales se conoce desde hace tiempo, se encuentra en todas las células del cuerpo humano y regula el funcionamiento del 25% de nuestros genes. De esta proteína depende la multiplicación de las células, que es esencial para el crecimiento del organismo y para la renovación de los tejidos.
Esto hacía temer que bloquear MYC pudiera causar daños extensos. Pero las investigaciones realizadas por Soucek en estos veinte años indican que, por lo menos en tejidos adultos, MYC facilita el ciclo de multiplicación de las células sin ser imprescindible.
“Cuando no está MYC, el ciclo celular va más lento, pero no se para”, explica Soucek.
Las únicas células cuya viabilidad depende de MYC parecen ser las cancerosas, que “desarrollan una adicción a esta proteína -señala la investigadora-. Cuando apagamos MYC en una célula cancerosa, muere”. Además, cuanto más alterada está la actividad de MYC, más agresivo suele ser un tumor.
A raíz de estas observaciones, Soucek se convenció aún más de que atacar la proteína MYC podía ser una buena estrategia para tratar el cáncer, “aunque mis colegas seguían siendo escépticos”.
En la nueva investigación, Soucek y Beaulieu han ensayado primero el fármaco experimental Omomyc en cultivos de células cancerosas. Contrariamente a lo que esperaban, Omomyc penetró en el interior de las células, llegó al interior del núcleo y bloqueó la actividad de MYC. Además, observaron que se reducía la actividad de genes que dependen de MYC y que se asocian a cánceres de mal pronóstico, lo cual era un resultado esperanzador.
Superaron así el primer gran obstáculo para desarrollar un fármaco eficaz contra MYC que pudiera ser útil para los pacientes.
“Hicimos los experimentos con las células in vitro para ver cómo teníamos que modificar la molécula para que llegara al interior del núcleo, pero nos encontramos con que no hacía falta modificar nada. Fue una agradable sorpresa”, recuerda la investigadora.
Seguidamente, administraron Omomyc por vía nasal a ratones con cánceres de pulmón. El fármaco llegó hasta las células tumorales y frenó la progresión del cáncer sin ningún efecto secundario perjudicial.
Después de cuatro semanas de tratamiento, aproximadamente la mitad de los animales estaban libres de células cancerosas, lo que sugiere que Omomyc no sólo impide que la enfermedad progrese sino que es capaz de revertirla.
En experimentos adicionales, también con ratones, las investigadoras compararon Omomyc con paclitaxel –un fármaco aprobado contra este tipo de tumor- administrados por vía endovenosa. Los resultados mostraron que Omomyc es más eficaz que paclitaxel y que la combinación de los dos es aún mejor, sin que se registraran efectos secundarios significativos.
“El próximo paso será ensayar el tratamiento en pacientes”, explica Soucek. Está previsto iniciar los ensayos de fase 1, que están orientados a estudiar la seguridad de un fármaco en una veintena de pacientes, a principios del 2020 en Vall d’Hebron. Si los resultados son positivos como esperan las investigadoras, se pasará a los ensayos de fase 2 para valorar la eficacia del Omomyc
Dado que la fase 2 requiere un número mayor de pacientes, está previsto que participen otros hospitales tanto de España como del resto de Europa “para avanzar más rápido”, señala Soucek.
“Esperamos poder iniciar la fase 2 antes del final del 2020. Para empezar, evaluaremos la eficacia del Omomyc en cáncer de mama y en cáncer de pulmón de célula no pequeña. Más adelante, esperamos ampliar los ensayos a más tipos de cáncer”.
Para poder desarrollar el fármaco y conseguir que los frutos de sus veinte años de trabajo mejoren el tratamiento de los pacientes, Soucek ha fundado junto a Marie-Eve Beaulieu la compañía Peptomyc. Ha conseguido hasta ahora más de cinco millones de euros de financiación, aportados mayoritariamente por el fondo Alta Life Sciences
Pero Soucek y Beaulieu son conscientes de que no tienen los recursos para financiar ensayos de fase 3 con cientos o miles de pacientes, que son un paso previo imprescindible para que un fármaco sea aprobado. “Llegará un momento en que tendremos que licenciar Omomyc a una multinacional”, reconoce Soucek.
“Hemos tenido conversaciones con varias compañías. Tenemos claro que no elegiremos por el dinero que nos puedan ofrecer sino por el compromiso de desarrollar el fármaco. Marie-Eve y yo hemos dedicado una parte importante de nuestra vida a conseguir un tratamiento contra MYC. Nuestra prioridad es que este tratamiento llegue al mayor número de pacientes posible”.

martes, 19 de marzo de 2019

Las visitas nocturnas al baño cuestan a la economía española unos 2.650 millones al año

BRUSELAS.- Las visitas frecuentes al baño durante la noche podrían costar a la economía española unos 2.650 millones de euros al año; unos 39.250 millones a la norteamericana, 12.100 a la japonesa, 7.425 a la alemana o 5.215 a la británica, según una investigación realizada por la organización sin fines de lucro RAND Europe.

Despertarse más de dos veces por noche debido a la nicturia, una condición de salud que afecta el tracto urinario inferior, puede tener un efecto perjudicial en el bienestar y la productividad de una persona en el trabajo, que a su vez tiene un impacto en el PIB de un país, explica sus autores.
Las personas que se despiertan al menos dos veces por noche para ir al baño tienen más probabilidades de ausentarse del trabajo debido a una enfermedad o ser menos productivas en el trabajo, ya que el sueño interrumpido durante la noche afecta su capacidad para funcionar durante el día. 
Los hallazgos del estudio sugieren que una persona que sufre de nicturia pierde en promedio al menos siete días hábiles más al año debido al ausentismo y al presentismo (estar en una salud subóptima mientras trabaja) que una persona que no tiene nicturia.
Los trabajadores en activo de Estados Unidos que se estima que sufren de nicturia son 27,5 millones, el 12,5% del total de la población activa. 
En los otros cinco países incluidos en el análisis económico del informe (Reino Unido, Alemania, España, Japón y Australia), 53,6 millones de personas más podrían tener nicturia, entre el 13% y el 17% de la población de cada país.
Los investigadores utilizaron un modelo macroeconómico único para simular la situación económica actual de cada uno de los seis países considerados y luego predijeron cómo se vería afectada la producción económica si se redujera la proporción de personas que padecían nicturia en la economía.
Las personas que sufren de nicturia también informaron una menor satisfacción con la vida y el trabajo, según los datos recopilados a través de dos encuestas grandes vinculadas entre empleadores y empleados. 
En promedio, una persona con nicturia tiene un 2% menos de satisfacción con la vida en comparación con una persona que no sufre de nicturia. Esta asociación es similar a si el individuo sufriera de otras condiciones de salud graves, como hipertensión, enfermedad cardiovascular o asma.
Además, las personas que sufren de nicturia tienen una participación laboral 1,3% menor en comparación con las personas que no padecen la enfermedad. Esto es similar a las personas con enfermedades crónicas como la enfermedad renal o la hipertensión.
Marco Hafner, investigador principal y economista principal, explica que “los médicos y los profesionales de la salud a menudo pasan por alto la nicturia como un posible problema de salud asociado con la pérdida de sueño, y los pacientes pueden retrasar la notificación de la afección hasta que se vuelve insoportable y afectan sustancialmente su bienestar. Dadas las implicaciones económicas sustanciales de la nicturia no tratada, esto debería ser una llamada de atención”a diversos interesados, incluidos pacientes, proveedores de atención médica y empleadores, de la importancia de identificar y tratar la nicturia”.
Diversos factores demográficos, de estilo de vida y de salud están asociados con la nicturia y difieren según la edad y el género. El estudio encontró que condiciones de salud crónicas como la enfermedad renal, diabetes, enfermedad cardiovascular, cáncer e hipertensión podrían estar implicadas en este trastorno.

miércoles, 13 de marzo de 2019

Un brote de gonorrea multirresistente con origen en Ibiza pone en alerta a la UE

LONDRES/MADRID.- El Reino Unido investiga desde hace unos meses un brote con al menos cuatro casos de una variante de la gonorrea resistente a casi todos los antibióticos. Tres de los cuatro infectados son británicos que fueron a Ibiza en verano y tuvieron relaciones sexuales sin protección con compatriotas, según un estudio que aparece en la revista ‘Eurosurveillance’. 

El otro infectado tuvo relaciones en Reino Unido con una de las mujeres que estuvo en Ibiza y que ya estaba afectada. La cepa implicada es la FC428, surgida en China o el sudeste asiático y que hasta ahora solo había causado casos esporádicos fuera del continente. Los investigadores alertan ahora del peligro de que la gonorrea se propague por Europa. 
“Es muy posible que la transmisión entre nuestros casos haya ocurrido entre los residentes del Reino Unido que visitan Ibiza, un destino de fiesta europeo muy conocido, por lo que existe el riesgo de que se produzca una transmisión no detectada”, advierten. La enfermedad afecta a genitales, boca y recto, que pueden doler o supurar.
Según informa ‘El País’, el primer caso fue detectado en octubre en una clínica de salud sexual del Reino Unido. La paciente, que sufría molestias en el aparato urinario, pasó unos días en Ibiza y mantuvo relaciones sexuales sin protección con más de un compatriota. Luego hubo un segundo caso en el que una mujer también mantuvo sexo sin protección con un hombre. En ese momento, los investigadores descubrieron que la primera y segunda mujer habían tenido relaciones con el mismo hombre, que sin embargo dio negativo en los análisis.
El cuarto infectado del brote es otro hombre, con quien la mujer del segundo caso mantuvo relaciones en Reino Unido cuando aún estaba asintomática.
En todos los pacientes, la bacteria mostró su resistencia a los antibióticos y fue muy difícil de eliminar. 
Londres emitió tras investigar lo sucedido una alerta internacional por los contagios producidos de manera circunstancial en Ibiza y avisó a España y en concreto a Baleares.
Hace aproximadamente un mes, la Dirección General de Salud Pública del Govern balear confirmó que en ninguno de los hospitales de Ibiza se registró ningún caso de gonorrea perteneciente a la cepa sobre la que se emitió la alerta.
La Consellería de Salud detectó durante 2017 un total de 485 casos de infección gonocócica, un 66%más que en 2016, y 207 casos de sífilis, un 17,8% más que el año anterior.  Así lo revela el informe de la Red de Vigilancia Epidemiológica de Baleares correspondiente a 2017, que señala que estas dos enfermedades “presentan aumentos considerables de la incidencia afectando prácticamente a todos los ámbitos”, todas las Islas y Palma.
La tasa de infección gonocócica en Baleares se situó en 43,5 casos por cada 100.000 habitantes en 2017, mientras que en el año 2016 era de 26,4 puntos, y un índice epidémico de 2,74 puntos, “indicativo de incidencia por encima de los valores esperados”, según el informe, que detalla que tras una tendencia descendente en los años 80 y 90, desde 2010 la tasa ha ido aumentando progresivamente. 
Del total de casos, 300 corresponden a Palma, lo que marca una tasa por encima de 70. La mayor parte de los casos de gonorrea detectados en 2017 se notificaron desde centros específicos de atención a infecciones de transmisión sexual (215), 159 fueron notificados desde atención primaria y otros 111 por hospitales. El 82% de los pacientes eran hombres.
La resistencia a uno de los agentes que integran el actual tratamiento de la gonorrea, la azitromicina, amenaza la efectividad de la terapia contra la enfermedad, según los resultados del Programa Europeo de Vigilancia de Antimicrobianos Gonocócicos (Euro-GASP, por sus siglas en inglés) del Centro Europeo de Prevención y Control de Enfermedades (ECDC, por sus siglas en inglés).
Los países del espacio económico europeo analizaron 3.248 aislamientos gonocócicos en 2017 que revelaron que la resistencia a la azitromicina se situaba en un 7,5 por ciento, mientras que la de la cefixima, otro tratamiento para la gonorrea, se situaba en un 1,9 por ciento. Estos porcentajes se mantenían invariables respecto a los datos de 2016, que cifraban esta resistencia en un 7,5 por ciento y un 2,1 por ciento, respectivamente.
Además, el número de países que informaron acerca de aislamientos resistentes para cada antimicrobiano aumentó. Pero, por segundo año consecutivo, no se detectaron aislamientos con resistencia a la ceftriaxona, otro agente del tratamiento, en comparación con uno en 2015, cinco en 2014 y siete en 2013.
Según los resultados, el 86 por ciento de los pacientes recibieron ceftriaxona con o sin azitromicina. El uso de dos antimicrobianos para el tratamiento de la gonorrea, que se introdujo en 2012, probablemente contribuyó a una mayor susceptibilidad a la ceftriaxona, según el informe.
“El hecho de que no hayamos visto resistencia a la ceftriaxona en los aislamientos analizados en dos años consecutivos es prometedor. Pero, al mismo tiempo, el persistente nivel de resistencia a la azitromicina en Europa es una preocupación mayor para nosotros porque compromete la terapia dual con ceftriaxona recomendada”, ha explicado el experto del ECDC Gianfranco Spiteri.
“No hay una vacuna disponible y la capacidad para vigilar patrones de resistencia es insuficiente en algunas regiones. Si los antibióticos comunes dejan de funcionar por la resistencia, tenemos alternativas muy limitadas para tratar la gonorrea de forma exitosa”, ha avisado Spiteri.
Tratar la gonorrea con antibióticos eficaces reduce el riesgo de complicaciones de la enfermedad, como enfermedad pélvica inflamatoria, embarazos ectópicos, infertilidad y un aumento de la transmisión del VIH y análisis regulares para diagnosticar y tratar infecciones por la enfermedad en un estadio precoz, es una de las principales estrategias de salud pública para reducir la transmisión de la gonorrea. Se diagnosticaron casi 500.000 casos de gonorrea entre 2007 y 2016 en los países del espacio económico europeo.
No obstante, la integridad de los datos de los aislamientos del Euro-GASP con respecto al curso de tratamiento utilizado debe mejorar, puesto que la información sobre los mismos sólo estuvo disponible para el 37 por ciento de los aislamientos analizados en 2017.

La contaminación del aire mata más gente que fumar, según los científicos


LONDRES.- La polución del aire mata a más personas cada año que fumar, según una investigación publicada el martes que pide medidas urgentes para detener la utilización de combustibles fósiles. 

Investigadores en Alemania y Chipre estimaron que la contaminación del aire causó 8,8 millones de muertes en 2015, casi el doble de los 4,5 millones estimados anteriormente.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que fumar mata a unos 7 millones de personas al año en todo el mundo.
Los investigadores concluyeron que en Europa, la estrategia clave de la investigación de la Sociedad Europea de Cardiología, la contaminación del aire causó aproximadamente 790.000 muertes, entre 40 y 80 por ciento de ellas por enfermedades cardiovasculares como ataques al corazón e ictus.
“Dado que la mayoría de las partículas y otros contaminantes del aire en Europa provienen de la quema de combustibles fósiles, necesitamos cambiar a otras fuentes de energía de manera urgente”, dijo el coautor del artículo, el profesor Jos Lelieveld, del Instituto Max-Plank para Química en Maguncia y el chipriota Cyprus Institute.
“Cuando usamos energía limpia y renovable, no solo estamos cumpliendo con el Acuerdo de París para mitigar los efectos del cambio climático, también podríamos reducir las tasas de mortalidad relacionadas con la contaminación del aire en Europa hasta en un 55 por ciento”.
El estudio, publicado en el European Heart Journal, se centró en el ozono y las partículas de contaminación más pequeñas, conocidas como PM2.5, que son particularmente dañinas para la salud, ya que pueden penetrar en los pulmones e incluso pueden llegar a la sangre.
Los investigadores dijeron que los nuevos datos indicaban que el impacto peligroso para la salud de las PM2.5, principal causa de enfermedades respiratorias y cardiovasculares, era mucho peor de lo que se pensaba.
Instaron a una reducción en el límite superior de las PM2.5 en la Unión Europea, que actualmente se sitúa en 25 microgramos por metro cúbico, 2,5 veces más alta que la directriz establecida por la OMS.
“En Europa, el valor máximo permisible (...) es demasiado alto”, dijo Lelieveld y el coautor, el profesor Thomas Munzel, del Departamento de Cardiología del Centro Médico Universitario de Maguncia en Alemania, en una declaración conjunta.
“En Estados Unidos, Australia y Canadá, la directriz de la OMS se toma como base para la legislación, algo que también es necesario en la UE”.
En todo el mundo, la contaminación del aire causó 120 muertes en cada 100.000 personas al año, y en algunas partes de Europa esta tasa sube hasta 200 por cada 100.000.
“Para poner esto en perspectiva, significa que la contaminación del aire causa más muertes al año que fumar tabaco”, dijo Munzel.
“Fumar es evitable, pero la contaminación del aire no lo es”.

martes, 12 de marzo de 2019

El mundo debe prepararse para la inevitable próxima pandemia de gripe


LONDRES.- El mundo sufrirá inevitablemente otra pandemia de gripe y necesita prepararse para la posible devastación que podría causar sin subestimar los riesgos, dijo el lunes la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Al definir un plan global para combatir la enfermedad viral y adelantarse a un posible brote mundial, la OMS dijo que la próxima pandemia de gripe “es una cuestión de cuándo, no de si (se producirá)”.
“La amenaza de una gripe pandémica está siempre presente”, dijo Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la OMS, en un comunicado. “Debemos estar atentos y preparados: el coste de un gran brote de gripe será mucho mayor que el precio de la prevención”.
La última pandemia de gripe en el mundo fue causada por el virus H1N1, que se propagó por todo el mundo en 2009 y 2010. Los estudios de esa pandemia revelaron que al menos una de cada cinco personas en todo el mundo se infectó en el primer año, y la tasa de mortalidad fue del 0,02 por ciento.
Los expertos mundiales en salud y la OMS advierten de que existe el riesgo de que un virus más mortal de la gripe pase algún día de los animales a las personas, mutando e infectando a cientos de miles de personas.
Los virus de la gripe son múltiples y cambian constantemente, e infectan a alrededor de mil millones de personas cada año en todo el mundo con brotes estacionales. De dichas infecciones, alrededor de 3 a 5 millones son casos graves, lo que ocasiona entre 290.000 y 650.000 muertes por dolencias respiratorias relacionadas con la gripe.
Las vacunas pueden ayudar a prevenir algunos casos, y la OMS recomienda la vacunación anual, especialmente para las personas que trabajan en el cuidado de la salud y para las personas vulnerables como los ancianos, los muy jóvenes y las personas con enfermedades subyacentes.

miércoles, 6 de marzo de 2019

Científicos consideran curado a un segundo paciente de VIH doce años después

NUEVA YORK.- Científicos consideran que un hombre de Londres que lleva un año y medio en remisión de VIH es el segundo paciente en todo el mundo con el virus curado doce años después del primero, según medios estadounidenses. 

Publicado en Nature, el caso es “demasiado prematuro” para declararse oficialmente curado, pero los expertos hablan abiertamente de “curación” en entrevistas tras un año y medio sin medicarse contra el VIH, según The New York Times.
El VIH del “Paciente de Londres”, que permanece en el anonimato, empezó su remisión como consecuencia de un trasplante de médula ósea cuyo objetivo era tratar el cáncer que también padecía.
El caso es casi idéntico al de Timothy Brown, conocido en los círculos médicos como “Paciente de Berlín”, que en 2007 fue el primer paciente declarado curado de VIH.
En los dos casos las cédulas óseas que recibieron provenían de donantes con un gen CCR5 disfuncional. 
Otros pacientes de VIH que recibieron trasplantes de cédulas con el gen CCR5 funcional, experimentaron mejoría y estuvieron meses sin medicación, pero el virus regresó.
La curación de este segundo paciente sería de vital importancia ya que el “Paciente de Berlín” dejaría de ser un caso aislado.
“Nadie dudaba de la veracidad sobre el ‘Paciente de Berlín’, pero era un solo paciente. ¿Y cuál de las muchas cosas que se le hicieron contribuyó a la aparente curación? No estaba claro que se pudiese repetir”, dijo al The Washington Post el jefe de enfermedades infecciosas del Hospital Brigham and Women’s de Boston, Daniel Kuritzkes.
Aunque es improbable que se establezcan los trasplantes de médula ósea como tratamiento contra el VIH por el riesgo que acarrean, sí podrían usarse células inmunes parecidas, según expertos.
“Esto motivará a las personas que la cura no es un sueño. Es alcanzable”, dijo al The New York Times la doctora Annemarie Wensing, viróloga en el Centro Médico Universitario de Utrecht (Países Bajos).
En declaraciones al diario neoyorquino, el “Paciente de Londres” consideró “surrealista” y “abrumador” que un solo trasplante haya podido curarle el cáncer y el VIH. 
“Siento un sentido de responsabilidad para ayudar a los médicos a entender cómo sucedió para que puedan desarrollar la ciencia”, afirmó. 
“Nunca creí -agregó- que habría una cura durante mi vida”.

lunes, 4 de marzo de 2019

Grandes farmacéuticas apáticas a la investigación de la obesidad

LONDON.- El recientemente descubierto entusiasmo del mundo farmacéutico por los grupos de medicamentos en desarrollo más pequeños ha puesto fin a los medicamentos para la obesidad que alguna vez fueron prometedores.

Tanto Sanofi como Novartis han detenido su trabajo en tratamientos experimentales para perder peso, de modo que su rival Novo Nordisk A/S ha quedado con poca competencia en el campo.
La presión creciente por podar las ramas y concentrarse en futuros éxitos en ventas en campos como el cáncer podría demorar los esfuerzos para abordar uno de los problemas de salud más generalizados del mundo. 
A pesar de los intentos por controlar la epidemia, las tasas de obesidad se han triplicado desde 1975, con unos 700 millones de pacientes en mayor riesgo de enfermedad cardíaca, diabetes y cáncer. 
La medicina suprema para derretir la grasa, un objetivo potencialmente lucrativo que los investigadores han perseguido durante décadas, ha sido difícil de alcanzar.
El mes pasado, Sanofi descartó un medicamento para la obesidad que estaba probando en pacientes con diabetes, junto con una segunda combinación de dos medicamentos que también se ha mostrado prometedora para reducir el peso. 
Los pacientes sufrieron demasiadas náuseas y vómitos, de acuerdo con John Reed, nuevo jefe de investigación de Sanofi.
"Los primeros intentos de no alcanzaron el objetivo", dijo Reed en una entrevista. La obesidad es una "frontera emocionante, aunque no sin sus desafíos".
Los medicamentos existentes generalmente logran una pérdida de peso de entre 5 y 10 por ciento. Para tener un impacto profundo tanto en los pacientes como en las ganancias, la próxima generación puede necesitar subir a los dos dígitos. 
Eso se acercaría a la cirugía para perder peso, operaciones que a menudo reducen el tamaño del estómago y pueden ayudar a los pacientes a perder aproximadamente un tercio de su masa.
El tratamiento que Novartis abandonó el año pasado en las pruebas de etapa intermedia no logró suficientes pérdidas de peso para justificar trabajos adicionales, informó en octubre Jay Bradner, jefe de investigación de Novartis
El medicamento fue diseñado para bloquear dos proteínas involucradas en la absorción de azúcar en los riñones.
La gigante farmacéutica suiza se está expandiendo en el mercado de las terapias genéticas que pueden curar enfermedades devastadoras y espera tener siete programas en fase clínica durante el próximo año. Su rival francés, Sanofi, está acelerando sus esfuerzos en áreas como la oncología.
No hay garantía de que sus medicamentos contra la obesidad hubieran funcionado si la investigación hubiera persistido. Uno de los principales desafíos para el campo es descubrir cómo estimular de manera segura la cantidad de energía que el cuerpo quema mientras se reduce el apetito, según Novo Nordisk, de Dinamarca, que también suspendió el trabajo con un par de medicamentos experimentales para perder peso el año pasado.
Incluso antes de los recortes, el conjunto de medicamentos para la obesidad de la industria era "sorprendentemente pequeño", según un informe de Sanford C. Bernstein & Co. el año pasado.
 Más competencia podría proporcionar una chispa y fortalecer el argumento de que la obesidad es una enfermedad que requiere tratamiento médico, no solo dieta y ejercicio, asegura el director de ciencia de Novo, Mads Krogsgaard Thomsen.
La mayoría de los medicamentos en el campo son variaciones en las hormonas humanas involucradas en el apetito y el metabolismo.
Superar la tendencia del cuerpo a resistir la pérdida de peso y minimizar los efectos secundarios digestivos se encuentran entre los obstáculos para los investigadores, explica Fatima Cody Stanford, médico y especialista en obesidad de la Universidad de Harvard. Además, la falta de cobertura entre las aseguradoras y la percepción de la obesidad como un problema de estilo de vida han obstaculizado el progreso.
"La mayor parte del mundo todavía tiene que aceptar la obesidad como una enfermedad", dice.

'Lilly' cede a la presión y ofrece insulina a mitad de precio

GINEBRA.- La compañía farmacéutica Eli Lilly & Co. ofrecerá una versión a mitad de precio de su exitosa insulina, convirtiéndose en una de las primeras compañías en reducir el precio de un medicamento muy vendido ante el debate en Estados Unidos sobre los costes de los medicamentos.

La empresa continuará vendiendo su versión de marca al precio existente, pero Lilly, con sede en Indianápolis, también venderá un "genérico autorizado" a mitad de coste, por 137,35 dólares por ampolla, o 265,20 por un paquete de cinco inyectables. Esto beneficiará a los clientes que pagan en efectivo o que tienen planes de seguro que les hacen pagar un porcentaje del precio de lista de un medicamento.
Las aseguradoras y las administradoras de beneficios de medicamentos generalmente no pagan los precios de catálogo por los medicamentos y, en su lugar, negocian descuentos y reembolsos que pueden ayudar a reducir las primas en su totalidad, pero que pueden generar grandes costes para algunos pacientes con medicamentos costosos o que tienen condiciones crónicas que los obligan a recibir tratamientos durante todo el año.
“Los descuentos significativos que pagamos por las insulinas no benefician directamente a todos los pacientes. Esto tiene que cambiar", dijo el máximo responsable de Lilly, David Ricks, en un comunicado que anunciaba la medida. 
"Esperamos que nuestro anuncio sea un catalizador para un cambio positivo en todo el sistema de atención de salud de Estados Unidos".
Lilly es uno de los primeros fabricantes de medicamentos importantes en ofrecer una versión a precio reducido de un fármaco importante, y podría presionar a otras farmacéuticas a hacer lo mismo. 
Mylan NV hizo frente a una protesta similar sobre el precio de su vacuna contra la alergia EpiPen, y en 2016 anunció un genérico autorizado de bajo coste. Pero tales movimientos han sido inusuales, pese a la comparecencia de responsables del sector ante el Congreso y las frecuentes críticas de ambos partidos políticos.
En Estados Unidos, millones de personas sufren diabetes y la insulina se ha convertido en un punto de atención particular en el debate sobre el coste de los medicamentos. Lilly, Novo Nordisk A/S y Sanofi recibieron cartas de un comité del Senado el mes pasado en el que se les preguntaba cómo establecían los precios de la insulina. 
El responsable de Sanofi, Olivier Brandicourt, fue uno de los directivos farmacéuticos que se dirigieron a Washington el mes pasado para declarar sobre los costes de medicamentos.
Las acciones de Novo Nordisk, el mayor fabricante de insulina del mundo, llegaron a caer un 2,8 por ciento después del anuncio de Lilly.
Lilly, Novo y Sanofi descuentan en gran medida el precio de muchos de sus medicamentos para la diabetes, y generalmente existe una gran diferencia entre los precios de lista y los precios netos.
El jefe de Sanofi dijo en su testimonio que el precio neto promedio de Lantus, la insulina más recetada de la compañía, ha caído más del 30 por ciento desde 2012. 
Sin embargo, los costes para los pacientes con seguro comercial y Medicare han aumentado en un 60 por ciento. 
En un comunicado enviado por correo electrónico, Sanofi dijo que tiene una versión competidora de Humalog, llamada biosimilar, que se vende con el nombre Admelog. La compañía dijo que también ofrece una variedad de programas de descuento para pacientes.

sábado, 2 de marzo de 2019

Extraen de un paciente diabético sangre completamente blanca por la grasa


COLONIA.- El caso de un paciente alemán, que acudió a urgencias en Colonia y tras unas pruebas se descubrió que su sangre era espesa como la miel y completamente blanca, ha sorprendido a la comunidad científica. 

 Precisamente un grupo de médicos alemanes fue el que se encargó de difundir el hecho, publicado en el último número de la revista Annals of Internal Medicine el 26 de febrero, en el que describe un caso extremo de hipertrigliceridemia, o sobresaturación de sangre por triglicéridos.
El paciente, hombre de 39 años y diabético, fue hospitalizado con una variedad de síntomas: vómitos, dolor de cabeza y pérdida de lucidez. Ya en el hospital perdió conocimiento.
Las pruebas que se le realizaron mostraron una hipertrigliceridemia. 
Esta condición puede resultar de muchos factores: desde la genética hasta la diabetes, problemas con el metabolismo y funcionamiento de los riñones.
Se estima que una persona sana debe tener menos de 150 miligramos de triglicéridos por un decilitro de sangre (mg/dL) y una hipertrigliceridemia "muy alta" empieza con 500 mg/dL. Sin embargo, el paciente tenía más de 18.000 mg/dL, 120 veces más del índice normal.
La plasmaféresis, método que implica la extracción, separación del plasma y regreso de las células de la sangre al organismo, utilizado habitualmente en la cura de la hipertrigliceridemia, no tuvo éxito: la cantidad de grasa acumulada en la sangre bloqueó la máquina.
Dado que la medicina moderna no podía ayudar, los médicos recurrieron a la sangría. Este tratamiento, que se usaba desde la antigüedad hasta el siglo XIX, consiste en la extracción controlada de la sangre del cuerpo del paciente. A pesar de que el método fue rechazado como inútil, los doctores dijeron que no les quedaba otra opción.
No obstante, lo modernizaron. Extrajeron 2 litros de la sustancia espesa y los reemplazaron con sangre y plasma donados. En dos días el nivel de triglicéridos bajó hasta el punto apropiado para concluir de forma exitosa el tratamiento con la máquina de plasmaféresis.

Dejen que los ricos compren su juventud / Stephen L. Carter *

Puede que después de todo la sangre joven no sea la fuente de la juventud. La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE.UU. (FDA) advirtió la semana pasada que el creciente negocio de la venta de inyecciones de plasma para luchar contra los efectos del envejecimiento "no tiene beneficios clínicos comprobados". Pocas horas después, uno de los proveedores líderes de esos servicios, el emprendimiento Ambrosía, anunció que había "detenido los tratamientos a los pacientes".

No obstante, es tentador preguntarse si se trata de un esfuerzo en contra de la corriente. El negocio de vender juventud a quienes envejecen es tan viejo como la historia, y probablemente nunca se detendrá. Las personas no quieren morir. Ni siquiera quieren envejecer. Se espera que el mercado global para los productos antienvejecimiento exceda los 330.000 millones de dólares para 2021, de acuerdo con una estimación. 

Peter Diamandis, el físico y emprendedor fundador de X Prize Foundation, asegura que "añadir 20 o 30 años de vida saludable a una persona es probablemente el mayor mercado sobre la Tierra".

El temor a envejecer no es igual al temor a morir. Muchas personas simplemente quieren evitar terminar como el struldbrug de Luggnagg, quien el en cuento de Jonathan Swift vivió por siempre pero continuó envejeciendo. El punto es detener el envejecimiento en sí mismo para evitar por completo la etapa de la vida tan amada por los poetas, el periodo en el que el hasta entonces confiable cuerpo desempeña con cada vez menos eficiencia todas las maravillosas tareas que antes cumplía sin chistar.

Y las personas están dispuestas a pagar para permanecer jóvenes, aun cuando la ciencia parece dudosa. Volvamos a analizar a Ambrosia. Las afirmaciones de la compañía fueron recibidas inicialmente con escepticismo por parte de los críticos, y Technology Review llamó a la ciencia subyacente "intrigante, si no inconcluyente", pero Ambrosia logró cobrar entre 8.000 y 12.000 dólares a los pacientes que esperaban que las inyecciones con plasma de jóvenes les ayudaran a luchar contra las humillaciones del envejecimiento.

Muchos otros han ganado dinero en el campo. Un emprendimiento llamado Celularity (desprendido de Celgene) ha atraído aproximadamente 250 millones de inversionistas tecnológicos de alta categoría para su investigación sobre el uso de células madre para combatir el envejecimiento. 

Juvenescence, el emprendimiento del inversionista británico Jim Mellon, promete superar la barrera de longevidad de los 120 años. Y cualquiera que sea el destino final de Ambrosia, la investigación sobre el efecto de la sangre nueva continuará. Un ensayo clínico en curso de la Universidad de Stanford prueba si las inyecciones de plasma de jóvenes pueden ayudar a quienes padecen de Alzheimer.

La investigación a menudo pone los pelos de punta. Nectome era un emprendimiento relacionado con MIT que obtuvo mucha atención de la prensa a principios del año pasado por su ambicioso plan de bombear fluido embalsamante en las arterias de los moribundos para preservar sus cuerpos y sus cerebros hasta que los científicos puedan cargar la mente en el futuro. 

Aunque muchas personas se sumaron a la lista de espera por 10.000 dólares, hubo controversia luego de que los críticos señalaran que la tecnología era necesariamente mortal. "La empresa quiere cargar el cerebro a la nube, pero para eso tiene que matarlo", advirtió The Guardian. MIT se desvinculó rápidamente de la compañía, la cual instantáneamente informó que era muy pronto para algo más que investigación.

La tendencia actual es burlarse de esas tecnologías como las tontas distracciones de los preocupados millonarios, simple ciencia ficción que probablemente nunca dará frutos. Sin embargo, una pequeña probabilidad no es cero probabilidad, y cabe imaginar un día en que una versión de estas tecnologías funcione. Tal vez en algún momento sea posible cargar la conciencia. Tal vez la inyección de nanobots pueda rejuvenecer las células. Tal vez haya un cambio.

De ser así, es poco probable que la mayoría de las personas pueda pagarlo.

En una era en que todo un movimiento político parece basarse en el resentimiento a los multimillonarios, no es difícil imaginar la respuesta: protestas, investigaciones, demandas. Los manifestantes del mundo preguntarán por qué solo los más ricos tienen acceso a estas indudablemente costosas tecnologías de extensión de la vida. Una cosa es que los ricos tengan casas mucho más grandes, otra que tengan vidas mucho más largas.

¿Y luego? Tal vez una prohibición, tan populares entre la izquierda como entre la derecha por estos días. Sin embargo, una prohibición no ayudará en nada, porque los multimillonarios comprarán una isla en alguna parte y la declararán independiente, o crearán uno de esos ampliamente rumoreados paraísos libertarios flotantes.

Es más probable que haya una avalancha de litigios y legislación que insista en el acceso igualitario al tipo de tecnología ganador, cualquiera que sea. Los gobiernos aceptarán rápidamente, y un país tras otro caerá por el agujero del conejo. Grandes porciones de los PIB se gastarán intentando hacer que el proceso esté disponible para todos.

Ciertamente, habrá quienes pidan que nos olvidemos de los millonarios y los dejemos divertirse, mientras los demás seguimos con nuestras vidas, con periodos normales. Pero esos consejos conservadores serán superados al final por los valores igualitarios. Entonces, los gobiernos buscarán la manera de poner los beneficios al alcance de todos.

A algunos les preocupa que este futuro "posthumano" implique el fin de la historia. La supervivencia de las generaciones futuras reposa en nuestra voluntad de gastar en ellas, no en nosotros mismos. Nunca habrá suficientes recursos para preservar nuestras propias vidas por siempre y dejar un mundo para nuestros nietos. Si nuestros miedos nos llevan en esa dirección, podríamos ser la última generación.

El deseo por reproducirse es en sí mismo un tipo de deseo de inmortalidad. Si nuestras vidas se extienden, podríamos dejar de tener hijos. Las especies más longevas suelen ser menos fértiles (aunque no está claro por qué). Sin duda, habrá menos presión biológica por reemplazarnos a nosotros mismos. Y será difícil para la sangre joven mantenernos jóvenes si no hay jóvenes.

Bueno, sin duda es solo ciencia ficción. No hay de qué preocuparse en el mundo real, porque la ciencia nunca nos sorprende, y las nuevas innovaciones nunca revolucionan nuestra comprensión de la vida, ¿verdad?


 
(*) Profesor de Derecho en la Universidad de Yale

jueves, 28 de febrero de 2019

Un medicamento experimental para párkinson ofrece esperanzas de despertar neuronas dañadas

LONDRES.- Un medicamento experimental podría ofrecer esperanzas para restaurar las neuronas dañadas en pacientes que padecen párkinson, dijeron científicos, aunque advirtieron que un ensayo clínico no pudo demostrar que el tratamiento hubiera retrasado o detenido la enfermedad neurodegenerativa. 

El ensayo incluyó la administración de una terapia de proteínas directamente al cerebro de los pacientes. Los investigadores dijeron que algunos escáneres cerebrales revelaron efectos “extremadamente prometedores” en las neuronas dañadas de quienes recibieron el tratamiento.
“La magnitud espacial y relativa de la mejora en las exploraciones cerebrales está más allá de lo que se ha visto anteriormente en los ensayos”, dijo Alan Whone, especialista en la enfermedad de Parkinson de la Universidad de Bristol que fue uno de los líderes del ensayo.
Los investigadores dijeron que la terapia justificaba una investigación adicional, aunque no demostró una mejoría de los síntomas en los pacientes que la recibieron en comparación con otros que recibieron un placebo.
El párkinson es una enfermedad neurodegenerativa que afecta a entre 1 y 2 por ciento de las personas mayores de 65 años, causando temblores, rigidez muscular y problemas de movimiento y equilibrio. Aunque algunos medicamentos pueden mejorar los síntomas, no existe una cura o tratamiento que retrase el avance de la enfermedad.
El ensayo incluyó a 41 pacientes que se sometieron a cirugía asistida por robot para que les colocaran tubos en el cerebro. Eso permitió a los médicos introducir el tratamiento experimental, denominado factor neurotrófico derivado de una línea celular glial (GDNF, por su sigla en inglés) o un placebo directamente en las áreas del cerebro afectadas.
El GDNF es fabricado por MedGenesis Therapeutix, empresa canadiense de biotecnología.
La mitad de los pacientes recibieron inyecciones mensuales de GDNF y la otra mitad recibió dosis mensuales de placebo. Después de nueve meses, a todos los participantes se les ofrecieron las infusiones de GDNF durante nueve meses más.
Los resultados de la exploración cerebral sugirieron que el medicamento podría estar comenzando a despertar células cerebrales dañadas. Después de nueve meses, no hubo cambios en las exploraciones de los pacientes que recibieron un placebo, pero los que recibieron GDNF mostraron cambios importantes en un área clave del cerebro afectada por la enfermedad.
Whone dijo que esto sugería que el GDNF podría ser “un medio para volver a despertar y restaurar” las células cerebrales que se destruyen gradualmente con el párkinson.
Los resultados mostraron algunos signos de mejoría, dijo Whone, pero no hubo diferencias significativas entre los grupos de tratamiento y de placebo. Dijo que esto se debía en parte al considerable efecto placebo en este ensayo.

viernes, 8 de febrero de 2019

Las píldoras de insulina son una realidad cada vez más cercana

BOSTON.- Las inyecciones diarias de insulina que se administran las personas diabéticas podrían desaparecer en un futuro gracias a una cápsula que libera la insulina directamente en el estómago, una técnica que hasta ahora se ha probado en cerdos, según un informe que publica este viernes Science.

Los científicos del Brigham and Women’s Hospital de Boston diseñaron esta píldora, compuesta por una cápsula biodegradable del tamaño de un garbanzo que contiene una micro aguja de insulina, según un comunicado de prensa del centrol estadounidense.
Una vez en el estómago, la cápsula se disuelve y la aguja se auto inyecta, algo prácticamente imperceptible para los pacientes según Giovanni Traverso, co-autor del estudio, ya que éste órgano no contiene fibras nerviosas receptoras de dolor.
Además, el dispositivo oral, también llamado SOMA, es capaz de auto orientarse, gracias a su forma y la distribución de su densidad, para que la micro aguja se inyecte correctamente en el estómago. Por lo tanto, da igual cómo caiga la píldora, siempre va a poder orientarse para estar en contacto con las paredes estomacales.
Los investigadores se inspiraron para el diseño del SOMA en la tortuga leopardo, una especie africana que es capaz de enderezarse si se queda boca arriba.
El estudio, coordinado por el Massachusetts Institute of Technology (MIT) se ha llevado a cabo hasta ahora únicamente con cerdos en ayuno, a los que administraron en primer lugar dosis de 0,3 mg y después de 5 mg de insulina, una cantidad similar a la que los pacientes con diabetes tipo 2 se inyectan.
Después, los investigadores midieron cuánta insulina pasaba a la sangre de los animales y los niveles de glucosa antes y después del experimento. Constataron un descenso de los niveles de glucosa similar al de las inyecciones y no detectaron daños en el tejido estomacal.
El objetivo del estudio es que los pacientes diabéticos tengan una alternativa a las inyecciones que, a pesar de ser eficaces, son un método desagradable y cada vez más costoso.
“Aunque necesitamos investigar más, esta podría ser una forma potencial para suministrar muchos medicamentos” como inmunosupresores para tratar la artritis reumatoide o las enfermedades inflamatorias intestinales, aseguró Traverso.